Vecinos y Policía Preocupados por el Reciente Aumento de Asesinatos en el Noreste del Valle

Victimas Victor Trujillo (izquierda) y Rony Jovel (derecha).

Justo antes del mediodía del domingo 4 de octubre, Sandra Trujillo trató de darle sentido a algo que nunca tiene lógica para un padre: la pérdida de un hijo.

Su mayor, Víctor Trujillo, fue asesinado a tiros a última hora de la tarde del 1 de octubre. Sucedió alrededor de las 6:12 pm, a la vuelta de la esquina de su casa en la cuadra 13200 de la calle Del Sur en Pacoima, según el Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD).

Un altar improvisado con globos, velas y flores ahora marca la escena del crimen.

"Todavía no puedo creerlo", dijo, mientras familiares y vecinos llevaban comida al patio delantero de la casa para una kermes para recaudar fondos para enterrar a su hijo. También se ha creado una cuenta de GoFundMe (https://www.gofundme.com/f/in-loving-memory-lil-vic) para ayudar con los gastos funerarios.

"Me quedo junto a la puerta esperando a que vuelva a casa, pero no está aquí", dijo. "A las 3 de la mañana me despierto y pienso que va a aparecer y no".

Describió a Trujillo como un joven al que le encantaba patinar, amigable con todos y líder entre sus amigos. Al joven que acababa de terminar sus estudios independientes en una escuela local también le encantaba componer canciones y disparar fuegos artificiales.

Cada octubre, la familia instala una exhibición de Halloween en su patio delantero, a solo unos metros del Vaughn Next Century Learning Center en Vaughn Street, que atrae la admiración y crea asombro entre los niños que pasan.

La exhibición se retiró rápidamente la semana pasada después de la tragedia, reemplazada en su lugar por mesas y sillas para que la gente comiera la comida que se vendía en el kermes del domingo, flanqueada por un collage de fotos que muestran a Trujillo a través de los años.

Según el LAPD, los oficiales de la Patrulla del Área de Foothill recibieron una llamada de radio de un "asalto con un arma mortal disparando, hombre caído" el 1 de octubre. Al llegar, encontraron a Trujillo tirado en la acera. Estaba inconsciente, no respiraba y tenía una herida de bala en la parte superior del torso. Fue declarado muerto en el lugar.

La policía dijo que los detectives registraron el área, pero no hubo testigos que observaran el tiroteo. No se han informado detenciones y no se ha publicado ninguna descripción del sospechoso.

Trujillo buscaba trabajo y se preparaba para el próximo capítulo de su vida.

"No conozco a nadie a quien no le agradara. Tenía muchos amigos. Dondequiera que íbamos, lo conocían. Tenía una buena actitud, siempre amable”, dijo la madre, que no puede entender por qué su hijo sería atacado de esa manera.

Tampoco un vecino, que solo se identificó como Pedro, y que había hablado con Trujillo apenas 10 minutos antes de salir de su casa antes del tiroteo.

“Tenía una actitud diferente. Quería ayudar a sus padres”, dijo Pedro.

"Esto es muy triste. Tengo hijos de su edad y cuando salen de casa, siempre te preocupas por ellos. Es algo que no puedo entender. Es una tragedia para la familia y para todos nosotros ".

Pedro también expresó su preocupación por el reciente aumento de la violencia.

“No sé por qué está pasando esto. Solo espero que se detenga toda esta violencia”, dijo.

Valle Noreste

El Valle Noreste no ha estado exento de esta creciente violencia. La estación Mission de LAPD ha registrado cinco homicidios este año frente a ocho el año pasado, pero en la División Foothill ha habido seis homicidios hasta el 26 de septiembre frente a cuatro en 2019.

La muerte de Trujillo es la tercera en menos de un mes registrada en el Valle Noreste.

La noche del 24 de septiembre, un hombre de 31 años identificado únicamente como "William" fue asesinado a tiros cerca de la esquina de Fenton Avenue y Maclay Street en Sylmar.

Según un vecino, “el joven caminó pidiendo ayuda a gritos” antes de colapsar a una cuadra de distancia en Fenton Avenue y Hagar Street. Algunas flores ahora marcan el lugar.

Y alrededor de las 5:30 a.m. del 13 de septiembre, dos hombres descritos como afroamericanos se detuvieron en un sedán blanco y le preguntaron a Rony Jovel, de 23 años, si tenía alguna afiliación con una pandilla. Cuando respondió “no”, uno de los asaltantes le disparó a Jovel con una pistola en la cuadra 12500 de la avenida De Garmo en Pacoima. 

Jovel estaba esperando que lo levantarán junto a un amigo cuando ocurrió el tiroteo. La policía dijo que ni Jovel ni su amigo tienen vínculos con pandillas. 

Jovel murió tres días después. Se creó una cuenta de GoFundMe (https://www.gofundme.com/f/ronys-funeral-services) para ayudarlo con los costos de su funeral. 

Al cierre de esta edición, la policía aún no había realizado ningún arresto en ninguno de los incidentes. 

Aumento de Homicidios 

El jefe de LAPD, Michel Moore, también ha dado la voz de alarma sobre el aumento de la violencia en el sur de Los Ángeles y otras partes de la ciudad. Dijo que podría estar relacionado con la pandemia y el mayor estrés que sufren los miembros de la comunidad. 

“Somos creaturas  sociales”, dijo Moore. “Existimos como una entidad que funciona mejor cuando trabajamos juntos. Esta pandemia está interrumpiendo todo eso. Y está ayudando, en mi opinión, impulsando eso, no solo aquí en Los Ángeles sino en todo el país ". 

“Espero que el Concejo Municipal continúe invirtiendo no solo en este departamento, sino también en sus esfuerzos de intervención y prevención”, dijo Moore. "Tenemos una sociedad, una comunidad, que ahora mismo está sufriendo ... en esa crisis de salud, y estamos viendo evidencia en la calle con violencia". 

Moore abordó además el problema en una conferencia de prensa frente a la estación sureste del Departamento de Policía de Los Ángeles el 2 de octubre. Lo describió como "un espasmo" de violencia en las últimas semanas "con 39 homicidios adicionales como ciudad en comparación con el año pasado; 101 víctimas de disparos adicionales desde hace un año ". 

Hasta el 26 de septiembre, las estadísticas de delitos de LAPD registraron 228 homicidios este año frente a 199 en la misma época del año pasado. Otros datos sobre delitos violentos, incluidas violaciones y robos, muestran una disminución. 

“Este es un ritmo de tiroteos y violencia que no hemos visto en años, y ha surgido de un esfuerzo que comenzó (y) problemas que vimos en junio y julio, y ahora ha seguido acelerándose”, dijo el jefe de policía. 

“Y esta semana, temo, dada la velocidad, es '¿Dónde está la tapa de esto? ¿Dónde está la cima? ”. La violencia aquí en esta zona, hasta la fecha, 40 personas menores de 18 años han sido víctimas de disparos. Nueve de ellos tenían menos de 10 años.

“Esta es la violencia que está impactando no solo a las personas que están en una esquina contra otras personas que están en una esquina”, dijo Moore. "Esta es la violencia que está golpeando a nuestros muy jóvenes e inocentes".

Cualquier persona que tenga información sobre los casos de Victor Trujillo y Rony Jovel debe llamar a la Oficina del Valle de LAPD al (818) 374-1925, o Crime Stoppers al (800) 222-8477.

(0) comments

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.